De la invisibilidad a las portadas

Share

A pesar del seguimiento que se le daba en el Estado Español a “Occupy

Wall Street”, en los EEUU, hasta el pasado miércoles, no dejaban de ser un

grupo minoritario sin apenas repercusión en los medios. Sin embargo, tras las

detenciones del puente de Brooklyn y tras la multitudinaria manifestación del

pasado miércoles, “Occupy Wall Street” ha llegado a quitarle la portada a la

muerte de Steve Jobs.

La manifestación del miércoles que reunión según “Occupy Wall Street” a

cerca de 50.000 personas en la mayor manifestación en los Estados Unidos

desde las protestas contra la guerra de Irak ha dado un giro a la política no sólo

en Nueva York sino en todo el país. Lo que hasta entonces eran únicamente

manifestaciones de apoyo en Washington, Chicago o Los Angeles, se han

transformado en acampadas frente a la Casa Blanca y otras plazas.

Pero, ¿cómo está en ambiente en Liberty Park? Los miles de manifestantes

tienen un claro objetivo, el sistema económico y los mercados financieros. En

la combativa marcha, a la que se unieron sindicatos y estudiantes (marchando

por diferentes lugares, pero convergiendo en la misma plaza), se podían oír

cánticos como “We are the 99%” o “All days, all weeks, occupy wall street”

(Todos los días, todas las semanas, ocupa Wall Street) o “This is what

democracy looks like” (Esto es a lo que la democracia debería parecerse). El

ambiente era muy combativo y

nada festivo porque la indignación aquí crece por momentos, igual que el

número de aquell@s que se suman a las protestas. Del mismo modo que esto

ocurre se incrementa la represión por parte del Estado y los medios de

comunicación. Liberty Park está literalmente tomada por la policía que ha instalado

una torre de vigilancia con cámaras que graba y vigila 24h a l@s acampad@s y

donde cada poco tiempo la policía graba directamente la cara de los allí

presentes. Así mismo, nadie puede pararse en la acera que pasa por delante

del parque y, si lo haces teniendo un cartel en la mano, corres serio riesgo de

ser detenid@. Sin embargo, esto no echa para atrás a los neoyorquinos que cada día siguen ac

forma multitudinaria, al igual que a la manifestación, donde estando llena

Federal Plaza (punto final de la marcha), todavía se veía miles de personas

acceder a ella por las calles que desembocaban allí. El orden en las protestas

al que están aquí habituados (vas por la acera sin cortar la calle) se vio

desbordado por la marea humana que saltó las vallas y ocupó la carretera

obligando a la policía a cortar el tráfico (recordemos que este fue el motivo

argumentado por la policía para detener a 700 personas). Las decenas de

miles de personas, visto su número y su fuerza, decidieron salirse del recorrido

y enfilar hacia el lugar donde el 1% juega con la vida del 99%, la bolsa de Wall

Street. Allí la policía esperaba con ganas a los manifestantes a los cuales

arrojó gas pimienta y donde se produjeron alrededor de 18 detenciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *